Shadow of the Beast para PS4: Belleza y Brutalidad

0 0
Shadow of the Beast para PS4: Belleza y Brutalidad

Hola, lectores del blog de PlayStation, ya ha pasado algún tiempo desde nuestra última actualización de Shadow of the Beast. Nuestro prolongado silencio se ha debido a que hemos estado trabajando fuertemente en convertir el concepto que les mostramos la última vez en realidad. Y, aunque no hemos terminado esta tarea, queremos aprovechar la oportunidad para compartirles algunas imágenes del juego.

Shadow of the Beast

Hablamos un poco en nuestra anterior entrada del impacto que los primeros juegos tuvieron en nosotros cuando chicos. Cuando nuestro equipo empezó a unir los conceptos de Shadow of the Beast, algo que siempre fue recurrente fue qué tan importante era para nosotros asegurarnos que el juego mantuviera el mismo nivel de emoción, especialmente a través de visuales llamativas y los paisajes alienígenas de Karamoon.

Las imágenes que ven acá son tomadas del áspero y árido desierto de Karamoon. El balance entre belleza y brutalidad ha sido un tema vital para nosotros mientras hemos construido el juego. Nuestro personaje principal, Araron, fue creado por el malévolo Maletoth como una arma viviente – y su aventura a través de este hermoso y vibrante mundo es salvaje. Hemos intentado encontrar la manera para traer ambos lados de esta yuxtaposición a la vida para crear una configuración única e intrigante que viva en el gameplay.

Shadow of the Beast

Junto a la creación de esta serie de vistas amplias y criaturas extrañas, también hemos estado ocupados refinando el núcleo del combate del juego y la plataforma para tratar de encontrar la combinación perfecta y así crear una experiencia atractiva a los jugadores.

Ha sido un largo camino llegar acá (especialmente si cuentan atrás a nuestra inspiración original) y les agradecemos por mantenerse con nosotros y tomarse el tiempo de leer nuestro progreso. ¡Esperamos tener más noticias para compartirles dentro de poco tiempo!

Por favor ingresa tu fecha de nacimiento.